Futbar blog

5 excusas infalibles para esta Navidad

Llega la Navidad, tiempo de amor, felicidad y… compromisos ineludibles. ¿Pero qué compromiso puede haber mayor que ir con tus colegas al bar a ver el fútbol?

Los verdaderos futboleros sabemos que nada es más importante que el partido, así que en Futbar hemos puesto a trabajar a nuestro equipo de expertos en excusas para que ninguna cena de empresa, o encuentro con excompañeros del colegio te arruinen los eventos más importantes de la Navidad.

El marisco de Galicia

Estás harto de gastarte un dineral en marisco para que, al final, te vendan algo que no sabes ni de dónde viene. Así que este año irás tú mismo a Galicia a pescarlo. No dudes en usar esta excusa con los fans de las teorías conspiranoicas.

Coro de Villancicos

Mucha gente no lo sabe, pero desde hace años formas parte del coro de Navidad. Llevas todo ese tiempo esperando tu oportunidad y estas Navidades, por fin, te toca a ti hacer de solista en “Mi burrito sabanero”. Por nada del mundo te perderías el ensayo general. Sé contundente mientras lo explicas y nadie dudará. Eso sí, que no se te escape la risa al decir “Mi burrito sabanero”.

Cumpleaños de Alejandro Sanz

Jandrito, (tú le llamas Jandrito porque sois muy colegas) cumple años el 18 de diciembre y te ha invitado a su casa de Miami a celebrarlo con él y sus amigos famosos. Es muy posible que, ante una excusa como esta, empiecen a hacerte muchas preguntas, desactívalas eficazmente con un “Jandrito es muy reservado y no voy a ser yo quien cuente nada de su vida privada”. Recuerda que esta excusa sólo es válida para el Clásico del 18 de diciembre.

Carta a Papá Noel

Ya es tradición en tu familia que, cada Navidad, acompañas a tu ahijado a entregar la carta a Papá Noel. El pobre tiene una ilusión tremenda y ¿quién eres tú para quitársela? Excusa infalible para convencer a padres y madres, ellos saben mejor que nadie las graves consecuencias de decirle que no a un pequeñajo.

Masterclass de mazapán

Quizás no eres ningún genio del arte culinario, pero este año has decidido aprender algo nuevo y te has apuntado a una masterclass de mazapanes. Te has dejado un dineral en la inscripción y, evidentemente, no te lo vas a saltar. Importante: no uses esta excusa con alguien que vaya a estar contigo en la Nochebuena y, si lo haces, no olvides comprar un mazapán ligeramente espachurrado.

Ahora solo tienes que elegir la que más te encaje y comenzar a ensayarla con alguien de confianza. Mientras tanto nosotros, iremos montando la gran celebración que viviremos juntos en el bar.